fbpx

¡Prepárate para el cambio de armario!

Los meses del año pasan a tiempo de relámpago, hace nada estabas celebrando la entrada del 2021 entre champán, estufas y ropa de abrigo y en un simple pestañeo estás en pleno junio con un sol de 20 grados despertándote cada mañana sin estar preparado para sobrevivir al calor que desprende. 

Es el momento de dejar de llevar pijama de invierno con chanclas de verano o viceversa intentando buscar el equilibrio entre frío y calor que desprende esta época primaveral previa a la estación estival. Sin embargo, si eres de los que aún alberga jerséis y bufandas entre los primeros cajones debes de hacerte a la idea de que es el momento de enfrentarte a la batalla del cambio de armario, una batalla sencilla de resolver si se tiene una buena planificación. 

Consejos para cambiar tu armario de verano de forma fácil y sencilla

En el momento de guardar y reemplazar un tipo de ropa por otra son muchos los frentes abiertos que pueden perturbar nuestra tranquilidad: ¿Por dónde empiezo? ¿Qué prendas de invierno guardo en casa y cuáles en el trastero? ¿Realmente todo mi armario me es útil? ¿Debería prescindir de alguna prenda de cara al próximo invierno? 

El truco para que el cambio de armario no se convierta en un infierno es actuar con tranquilidad y pensando qué acciones claves pueden agilizar el proceso. Por ello, antes de empezar a sacar tops, faldas, camisetas y bañadores, el primer paso es mirar el actual armario y organizar en un montón la ropa que vas a guardar y en otro la que consideras que no te hará más falta. El orden y la limpieza son los dos básicos de un cambio de armario rápido y eficaz. 

Decide qué ropa vieja vas a tirar o donar

En reiteradas ocasiones no somos conscientes de la cantidad de ropa que almacenamos de una temporada a otra, prendas incluso que sabemos que no utilizaremos pero que seguimos guardando por su buen estado o de cara a una futura ocasión, poco improbable, en la que nos pueda servir. Por ello, el primer paso es sacar todo el armario y analizar qué prendas has usado este invierno y cuales han estado almacenadas sin más. 

La regla por excelencia de qué ropa debe pasar a mejor vida es clasificar todos los jerséis, camisas, vaqueros o incluso zapatos que llevan más de dos temporadas sin lucir fuera de las cuatro paredes del armario. 

Una vez seleccionada la ropa que continuará contigo en la próxima temporada, lo idóneo es ponerla a lavar para conservarla en perfecto estado. 

Almacena la ropa de invierno en cajas 

Para conseguir una perfecta organización lo más práctico es guardar el vestuario de invierno en cajas de cartón, siempre ordenadas por tipo de prenda. Así, con tan solo mirar cada caja sabrás a primer golpe de vista dónde están las camisas y dónde los abrigos. De nada sirve guardar si no se sigue un orden. 

Asimismo, siendo conscientes de la falta de espacio para almacenar la indumentaria de invierno, que por norma general es más gruesa y ocupa más, puedes barajar la opción de usar el servicio de almacenaje de Bluespace. 

Explota la oportunidad de almacenaje de Bluespace

En Bluespace somos líderes del mercado nacional ofreciendo soluciones a la falta de espacio, creando trasteros y zonas de almacenaje adaptados a distintas necesidades. Una opción muy útil en los cambios de temporada ya que permite alquilar un trastero con acceso los 365 días del año de manera segura y cómoda y con total flexibilidad. 

Un espacio que se va a adaptar a lo que necesitas en todo momento, va a ser perfectamente accesible en cualquier momento del día y con unas medidas de seguridad únicas por lo que todas tus pertenencias estarán más que garantizadas.

Si eres de los que odia el desorden y el exceso de objetos, te recomendamos contratar un Bluespace para poder guardar todo tu armario de invierno de manera ordenada y con la tranquilidad de que tu hogar no se convierta en un laberinto de cajas de cartón. 

Ordena las prendas de verano de manera sencilla

La ropa de verano es más ligera y normalmente llena de color. Puedes aprovechar estas características para tener un armario organizado por colores y prendas de cada categoría. Un consejo bastante útil para un armario de diez es colgar una prenda por percha y organizar el armario de las prendas que más usas a diario hasta las más delicadas del verano. 

Post recientes